5 Medidas para Ahorrar Dinero en tu Comunidad de Vecinos

<Si quieres ahorrar dinero en tu comunidad de vecinos necesitas un Gestor Energético que te aconseje>

ClickTecnic

Profesional incluido en el BUSCADOR PROFESIONAL THESAURO 

Contar con un gestor energético en una comunidad de vecinos puede suponer un ahorro de hasta 1.500 euros anuales en gastos comunes. Así se desprende del estudio global que sobre el comportamiento energético en comunidades de propietarios ha realizado Euroconsult, un grupo de ingeniería con más de 45 años de experiencia en el campo de la eficiencia energética.

Euroconsult defiende en este estudio la existencia de la figura del gestor energético apoyado por una plataforma de inteligencia artificial que monitorice los resultados en términos energéticos y a la vez económicos, “ya que, de raíz, no se trata de realizar nuevas inversiones, sino de estudiar el comportamiento de la comunidad de propietarios para adecuarla a la realidad energética que demande el inmueble”, apunta.

<El gestor debe tener una visión global para gestionar la demanda energética de una comunidad>

Si eres un administrador de fincas o bien el presidente de la comunidad de vecinos: ¿Quieres saber cómo gestionar y mantener las instalaciones de tu edificio para llegar al ahorro?

Cuestión de hábitos, gestión y aplicación de la tecnología.
– LOS HÁBITOS DE CONSUMO: la forma más sencilla, y la única gratuita de reducir el gasto es modificar nuestro comportamiento habitual. Por ejemplo, para ventilar las zonas comunes (escaleras, zaguán), es suficiente mantener abiertas 5 minutos al día las ventanas. Cerrarlas durante el invierno es importante ya que de lo contrario nuestras viviendas estarán en contacto con un espacio frío, lo que contribuirá a enfriarlas. Otra buena medida es utilizar el ascensor sólo en caso de necesidad, un cambio que además será beneficioso para nuestra salud.

– LA GESTIÓN: otra forma de conseguir ahorrar, es a través de la buena gestión de las facturas. Un administrador de fincas que se mantenga al día sobre ofertas y descuentos en las contrataciones de luz y gas, y que se ocupe del mantenimiento de las instalaciones, hará que se reduzca el precio de las facturas y que la instalación necesite sólo de pequeñas reparaciones puntuales, evitando así las grandes derramas.

– LA TECNOLOGÍA: finalmente, y no menos importante, es considerar siempre la mejora de las soluciones tecnológicas empleadas en nuestro edificio, o bien la actualización de sistemas e instalaciones.

ahorrar edificio

A continuación te exponemos 5 de las actuaciones más recomendadas:

1.-Principalmente, intervenir en la mejora del aislamiento térmico, que es capaz de reducir la necesidad de calefacción en un 40% en invierno, y de evitar por completo la necesidad de aire acondicionado en verano.

2.-El uso de calefacción central es más eficiente que la individual. En el año 2016 todas las viviendas tendrán que incluir un medidor individual para que cada vivienda pague su consumo independiente del sistema de calefacción utilizado. Existen algunos lugares, como Dinamarca y París, que utilizan un sistema de calefacción urbana, formado por una cabecera que utiliza gas natural, biomasa, geotermia, etc. del cual parten una red de tuberías que llegan hasta una subestación instalada en cada edificio para la gestión individualizada de cada vivienda. Podría decirse que este sistema es parecido a la calefacción central, pero a gran escala. Además, hay que tener en cuenta que en las comunidades donde se utiliza la misma caldera para agua caliente que para calefacción, es conveniente independizar

ambos servicios, instalando una caldera más pequeña exclusiva para ACS, ya que no es necesaria tanta potencia.

ahorrar

3.-Mejorar la positivos de ahorro para las zonas comunes, como detectores de           presencia, o temporizadores automáticos para el e iluminación es un factor importante, ya que es el segundo gasto de las comunidades siendo su consumo un 15% del total. Instalar dis

4.-Si existen aseos comunes, por ejemplo en el garaje, instalar pulsadores        temporizados tipo flux en los grifos ayudará a evitar goteos.ncendido de las luces, o el cambio de las lámparas convencionales por otras de bajo consumo o led con una mayor vida útil que las convencionales (entre 8 y 25 veces), puede reducir el consumo como mínimo un 40%. Además, sectorizar el encendido por plantas, permitirá encender sólo aquellos puntos de luz que se estén utilizando, y no las demás plantas en las que no hay usuarios.

5.-En el caso de fincas con varios ascensores, instalar mecanismos de maniobra selectiva optimizará el desplazamiento de los ascensores, para que sean más rápidos y eficientes.

La mayoría de éstas medidas no suponen una gran inversión inicial para empezar a obtener ahorros. No obstante, cuando haya disponibilidad de presupuesto, es recomendable acudir a la rehabilitación energética integral del edificio partiendo en base a un Informe de Evaluación del Edificio, dónde se analiza todos estos conceptos para las zonas comunes del edificio.  Todo ello con la finalidad de establecer unos criterios dentro de las posibles mejoras de rehabilitación del edificio.

Primera sanción por falsear los datos de un certificado energético

 

Fuente: El mundo

COMUNIDAD DE MADRID 4.000 euros de multa al técnico que lo expidió.

 

Un técnico elaborando el estudio energético de una vivienda para su...

Siete meses después de la entrada en vigor del Real Decreto 235/2013, de 5 de abril, que obliga a que todos los inmuebles que se vendan o alquilen dispongan de un certificado de eficiencia energética, y tras haber tramitado 99.000 certificados energéticos, la Comunidad de Madrid ha impuesto la primera sanción, de 4.000 euros, a un técnico por falseamiento de datos en la emisión del informe.

“La información que recogía el certificado no se correspondía con la realidad”, señala la Dirección General de Industria, Energía y Minas (DGI), organismo encargado de su registro y control. La calificación energética de la vivienda unifamiliar pareada sujeta a inspección obtuvo inicialmente una letra A, la más alta. Sin embargo, “tras una selección fundamentada por la elevada calificación obtenida”, justifican fuentes de la DGI, la Comunidad de Madrid actuó de oficio y solicitó la emisión de un nuevo certificado con los datos correctos. Resultó ser una vivienda de “clase” C.

En las inspecciones se priorizan los certificados con calificaciones A o B

Desde este verano, la Comunidad está llevando a cabo labores de inspección y vigilancia de los certificados expedidos. En estas inspecciones se priorizan los certificados correspondientes a las calificaciones energéticas más altas (A o B). En este sentido, los inspectores comprueban que el técnico dispone de la titulación habilitante (arquitecto o arquitecto técnico, ingeniero o ingeniero técnico), visitan el inmueble certificado y comprueban que los datos recogidos son ciertos. Inspecciones que serán cada vez más frecuentes, puesto que deberán hacerse en una proporción estadísticamente significativa respecto a los certificados expedidos anualmente.

La sanción impuesta es ejemplarizante, ya que las multas pueden oscilar entre los 300 y los 6.000 euros, según establece la Ley 8/2013, sobre rehabilitación, regeneración y renovación urbanas. Por ejemplo, expedir certificados sin la información mínima es sancionable con hasta 600 euros y falsear los datos, como es el caso, puede alcanzar los 6.000 euros, al estar considerada como una infracción muy grave. Además, “el técnico sancionado contaba con la titulación precisa para la emisión de certificados energéticos de edificios”, puntualizan desde la DGI.

El técnico que lo firma es el responsable de su contenido y de la veracidad del mismo

“No hay que olvidar que el responsable de tener el certificado de eficiencia energética es el propietario, pero el encargado del contenido y veracidad es el técnico competente que lo firma”, recuerda José Luis López, de la Asociación de Ciencias Ambientales, entidad que está trabajando en un proyecto de sensibilización, información y formación sobre el certificado energético dirigido a la ciudadanía y a los profesionales.

De los 99.000 certificados tramitados hasta la fecha, el 80,8% corresponde a pisos, el 11,9% a viviendas unifamiliares, el 3,8% a oficinas, el 1,9% a locales comerciales y el resto a otros usos. Su calificación de eficiencia energética es igualmente dispar: sólo el 0,2% de los certificados tramitados tiene letra A, mientras que el 50,4% ha obtenido la E.

ARQUITECTOS THESAURO

ARQUITECTOS TÉCNICOS THESAURO